El Gobierno confirma la muerte de Nacho Coronel, capo del cartel de Sinaloa
MÉXICO (AFP) – Ignacio “Nacho” Coronel, uno de los jefes del Cártel de Sinaloa, abatido este jueves en un operativo militar en el oeste de México, tuvo un meteórico ascenso en esa organización mafiosa hasta convertirse en menos de una década en uno de sus tres capos.

Coronel era “uno de los principales líderes del cartel de Sinaloa junto Joaquín Guzmán, alias ”El Chapo”, e Israel Zambada, alias ”El Mayo””, y controlaba el tráfico de cocaína en la ”ruta del Pacífico””, según el parte entregado al informar su captura.

Su muerte se produjo, según un comunicado de la Secretaria (ministerio) de Defensa, cuando se resistió a una operación para arrestarlo en una zona residencial de Guadalajara, la segunda ciudad de México.

Según el gobierno mexicano Coronel había nacido en 1954 en el estado de Durango (norte), aunque su ficha colocada en internet por el FBI estadounidense, que ofrecía 5 millones de dólares por su captura, sostiene que era oriundo de Veracruz (este).

Conocido como “El Ingeniero” o “King of Ice”, en referencia a su papel en la distribución de metanfetaminas en Estados Unidos, Coronel se inició en el narcotráfico en los años 90.

Llegó a ser “responsable de la introducción de droga a Estados Unidos proveniente de Centro y Sudamérica” bajo las órdenes de Amado Carrillo Fuentes, conocido como “el Señor de los Cielos”, en su época el más poderoso capo de México, muerto en 1996.

En 2001 Coronel se unió al cartel de Sinaloa, y en menos de una década se convirtió en uno de sus principales jefes. Desde 2003 era requerido por una corte de Texas (EEUU) acusado de tráfico de drogas.

El FBI sostiene en su ficha sobre Coronel que consiguió incrementar su poder en los últimos años para formar su propia organización dentro de ese cártel, la cual operaría en Estados Unidos y varios países de Sudamérica y Europa.

Un elemento clave en el ascenso de Coronel, aseguro recientemente el semanario mexicano Proceso, fue el matrimonio de una de sus sobrinas con ”El Chapo” Guzmán, uno de los hombres más buscados de México y Estados Unidos, prófugo desde 2001 cuando huyó de un penal de máxima seguridad.

La muerte de Coronel es la mayor baja sufrida por el poderoso cartel de Sinaloa durante el gobierno de Felipe Calderón, que al asumir en 2006 declaró una guerra contra los narcotraficantes a los que se atribuyen desde entonces más de 25.000 muertes.

SE MANEJABA QUE YA LO HABIAN DETENIDO HACE COMO UNOS 2 MESES APROXIMADAMENTE Y QUE POR ESO HABIAN SECUESTRADO A DIEGO FERNANDEZ DE CEBALLOS Y LA NEGOCIACION ERA…ONE FOR ONE…  SERA VERDAD…EN FIN ….LA POLITICA ES ENGAÑOSA…