La naturaleza y el comportamiento del ser humano siempre se ha distinguido por su incongruencia. Los prejuicios son el combustible que lo han llevado a cometer las peores calamidades. Lo que para algunos es bueno, para otros es malo y visceversa. Su empatía, tal parece que ha tomado unas vacaciones indefinidas.

A los que les ha tocado el papel de llevar a cabo un trabajo que desprecian, se les niega la oportunidad de cambiarlo. El que tiene ojos no tiene tiempo para detenerse a contemplar lo que sucede a su alrededor y el que está ciego, es el que termina apreciando la verdadera escencia de aquellos que en realidad son buenos.

La Leyenda del Espantapájaros es eso y más; o al menos, es lo que me hizo pensar y sentir al contemplarlo…

Espero que les guste este excelente y emotivo cortometraje animado:

oraleputo3zeptymuz352